Es difícil cambiar de escala desde un proyecto piloto


 

Ghana - CLTS - Plan Intnl - Diana Mrazikova

Proyecto CLTS en Ghana, Plan Intnl – Foto: Diana Mrazikova

Dado que los Objetivos de Desarrollo del Milenio fijados para 2015 no se lograron [1], los Objetivos de Desarrollo Sostenible establecidos para 2030 brindan una segunda oportunidad para conseguir que cada persona, escuela y centro sanitario tenga acceso a una instalación de saneamiento. Esta nueva meta para 2030 es más ambiciosa, por lo que es necesario estudiar más exhaustivamente cómo alcanzarla.

Por Luisa Irene López Sanjuán

 

El autor del artículo “Sanitarion for all: Scaling-up is hard to do” es Jan Willem Rosenboom, trabajador en el área de agua, saneamiento e higiene de la fundación Bill & Melinda Gates. Basándose en su experiencia, uno de los mayores obstáculos que ha observado a la hora de llevar a cabo proyectos exitosos es que los proyectos piloto siempre logran excelentes resultados pero no tienen éxito a mayor escala. Tiene sentido, ya que para los proyectos piloto se escogen las comunidades más sensibles, los profesionales más preparados y se cuenta con el apoyo de la organización que lo implementa. Al escalar el proyecto, todo cambia: los presupuestos son limitados, no se cuenta con apoyo político, los profesionales están menos preparados, hay menos motivación y menos seguimiento del proyecto.

 

Para lograr el éxito a mayor escala es necesario plantear la escalabilidad del proyecto desde un principio. En los últimos cinco años, Plan International ha estado trabajando en un proyecto llamado “Testing CLTS Approaches for Scalability”, dedicado a estudiar la escalabilidad y la eficiencia de intervenciones SANTOLIC (acrónimo en español de CLTS: Community-led Total Sanitation) implicando a la población local. Estas intervenciones SANTOLIC se denominan modificadas y de la comparación de los resultados del proyecto y de otros casos con intervenciones SANTOLIC tradicionales, el autor saca tres principales observaciones:

 

  1. Los resultados reportados nos llegan generalmente en forma de promedios, y es fácil olvidar que tras una media pueden esconderse diferencias significativas. Por ejemplo en Ghana, la cobertura en saneamiento aumentó un promedio del 22% con las intervenciones SANTOLIC modificadas en comparación con las técnicas tradicionales. Este 22 % esconde un intervalo del 11 al 47 % cuando se comparan áreas distintas. Algo similar sucede en Etiopía, donde además los resultados obtenidos en la zona de control fueron mejores que en la zona de intervención.
  2. No existe una técnica que sea la mejor para cualquier situación; según donde se aplique los resultados serán diferentes. Deben estudiarse las características de cada comunidad y comprender cómo afecta al comportamiento de la misma una solución determinada. Un ejemplo es la SANTOLIC que ha tenido buenos resultados en Mali pero no en Bangladesh. Por ello esta técnica debería de considerarse una estrategia y no una solución.
  3. Muchos países no están preparados para escalar proyectos. Esto sucede porque desde un principio no se plantea la escalabilidad y se confía en una organización internacional para desarrollar la capacidad local, la ejecución del proyecto, supervisar los resultados etc. De 7 casos estudiados, la capacidad del gobierno local resultó ser insuficiente en la aplicación de actividades SANTOLIC.

¿Cuáles son las conclusiones? Un proyecto que aspire a cambiar el comportamiento debe estar diseñado en base a la educación de la comunidad según su contexto local. Además, comparar las tendencias en el acceso y uso del saneamiento antes y después de la ejecución del proyecto, puede aportar información importante acerca del valor de la intervención, haciendo más fácil juzgar si el presupuesto ha sido acertado.

Por último, las políticas flexibles son más apropiadas que las fijas y preestablecidas. Una política nacional cuyos programas estén abiertos a identificar sus propias limitaciones, dará pie a proyectar soluciones más efectivas. La inversión pública basada en el intercambio de conocimientos es más útil que implementar enfoques específicos a nivel nacional.

Fuente original:

https://www.devex.com/news/sanitation-for-all-scaling-up-is-hard-to-do-87881

[1] Específicamente, la meta relativa al saneamiento no se alcanzó.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s