Microcréditos para el acceso al agua y al saneamiento


Water water

Imagen: Water.org

Agua y saneamiento es uno de los dos sectores de actuación de Energía sin Fronteras. Hasta ahora, las instalaciones que hemos hecho -en zonas rurales aisladas de África subsahariana y América Latina- las hemos entregado a la comunidad beneficiaria como donación. Naturalmente, por razones de sostenibilidad, hemos estimulado y pedido a los beneficiarios que establezcan un mecanismo de pago y financiación para cubrir el mantenimiento[1].

La reseña de hoy se refiere también a la cuestión de la financiación de servicios y equipos de agua y saneamiento. Procede del CGAP (Consultative Group to Assist the Poor) y se titula Water. Water Everywhere, Costs More Than You Might Think; sus autores son Daniel Waldron y Zehra Shabbir.

Se refiere a experiencias de la utilización de micro-créditos para instalaciones y equipos de agua y de saneamiento. Varias de ellas, con intervención de la ONG Water.org.

Por José Luis Trimiño                                                                   28 de agosto de 2018

El mes pasado publicamos aquí una entrada “Distribuidores de agua en pre-pago, en la que se abordaba un mecanismo de financiación para instalaciones de suministro de agua. Una lectora, Susan Davis, hizo unas aportaciones muy interesantes en un comentario, también publicado. Señalaba que es cierto que esos distribuidores ayudan a las organizaciones que prestan el servicio a gestionar mejor los ingresos, gastos y el servicio. Pero que resulta difícil gestionar elementos humanos fundamentales. Si se da servicio a los pobres y se les corta el servicio por no pagar, puede considerarse que se está violando el derecho humano de acceso al agua. Mucha gente en zonas rurales no tiene costumbre de pagar por el agua y, si les resulta caro, acaban volviendo a fuentes de agua no seguras. Susan Davis aportaba enlaces con diversas páginas web y artículos que trataban el tema.

Water. Water Everywhere, Costs More Than You Might Thinkse refiere a mecanismos de financiación por microcréditos. El CGAP, alojado en el Banco Mundial, agrupa a unas 30 organizaciones orientadas a la inclusión financiera. Su objetivo es facilitar el que los pobres puedan acceder más fácilmente a los servicios financieros que necesitan para mejorar sus vidas. Trabaja con distintos actores: proveedores de servicios financieros, administraciones públicas, financiadores, ONG…

El artículo empieza por situar el problema del acceso al agua y saneamiento en el mundo y señala que, para hacerle frente, las tecnologías están disponibles y no son complicadas, pero que el coste de la inversión inicial necesaria no está al alcance de muchas familias de renta baja.

Considera que los microcréditos pueden constituir una solución accesible en muchos casos, pero hay muy poca costumbre de recurrir a ellos en el sector agua y saneamiento. Razones: 1) dar créditos en este sector requiere unos conocimientos técnicos de los que carecen muchas instituciones de microcréditos, 2) normalmente, las instalaciones de agua y saneamiento no generan ingresos que permitan devolver el crédito. Los créditos en este sector sí generan impactos económicos, pero son difusos e indirectos.

A pesar de estas dificultades, los autores consideran que puede haber espacio para financiar instalaciones y equipos de agua y saneamiento.

El artículo hace referencia al programa WaterCredit de la ONG Water.org. Las actuaciones de WaterCredit suelen implicar a tres actores. Un prestatario pide un crédito para instalar un inodoro, comprar un depósito de agua o financiar una aducción de agua. Una vez aprobado el préstamo, o bien el financiador se lo desembolsa directamente al contratista (que suele ser un artesano local) o al cliente, que lo emplea en comprar el producto o construir la instalación que necesita.

Señala las dificultades que supone para la institución de micro-crédito. Esta no suele conocer los requisitos para construir letrinas o conducciones de agua; su personal carece de experiencia en el sector para elaborar productos de crédito adecuados; los agentes de crédito pueden tener que utilizar argumentarios muy diferentes…

Water.org da apoyo técnico y financiero a esas instituciones, para ayudarles a entrar con microcréditos en el sector agua y saneamiento. El artículo cita experiencias en Tanzania y la India. El apoyo técnico es en cuestiones de: a) el sector agua-saneamiento y b) fortalecimiento institucional. El financiero consiste en proporcionar una “subvención inteligente” a las instituciones de micro-créditos, catalizador que les permite tener beneficios.

Waldron y Shabbir señalan la necesidad de reducir los costes de los créditos, para facilitar la sostenibilidad. Uno de los caminos que proponen es explorar más el recurrir a la financiación digital en el sector agua-saneamiento, como ya se hace en el de la energía. Water.org lo ha experimentado en Camboya y Kenia. Dicen que muchos créditos digitales individuales se usan, de hecho, para cuestiones de agua, saneamiento o higiene, pero no tienen conocimiento de un préstamo grande completamente digital en el sector.

CC BY-NC-SA
[1] En el sector de la energía, sí estamos empezando -Proyecto “CORYLUS”, actualmente en fase piloto en Honduras, Departamento de Yoro- a probar mecanismos en los que los usuarios paguen, a plazos, el coste de los equipos, alimentando así un fondo que permitirá financiar instalaciones en otras comunidades.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s